OPINIÓN: El costo de entender una derrota

El día en el que dejemos de pensar si fue justa o injusta una victoria o una derrota, ese día estaremos psicológicamente aptos para asumir éxitos trascendentes.

Por Michel Romero

LIMA 16.JUN 18 / 6:00 p.m.- Lo hecho por la Selección Peruana de Fútbol ante Dinamarca fue bueno y como tal se valora pero una Copa del Mundo no se gana con merecimientos se gana con la fórmula: (+) Goles + (-) Errores (siendo el elemento “Gol” el de mayor peso). Ante Dinamarca Perú no tuvo gol, echó a perder un penal y pagó caro la desconcentración de su defensa; el resultado final se cuenta por sí mismo.

Cueva confrontando la frustración. Foto: Getty Images

Analizando con los pies en la tierra, hoy por hoy mereciéndolo o no figuramos dentro de la élite del fútbol mundial (galardón que no merece nuestro paupérrimo torneo local ante el sueño mundialista cumplido como resultado del trascendente trabajo de la FPF).

Himno Nacional del Perú con alma, corazón y vida. Foto: FPF

Sé que nos costará entender partidos como este, seguiremos pensando que la vida es injusta, seguiremos creyendo en el “sufre peruano sufre”, buscaremos motivos como el que la WADA le andaba jugando sucio a Paolo Guerrero para que Perú llegue disminuido a Rusia 2018, etc; y es que es verdad, todavía nos cuesta pensar en #ModoFútbol cuando mentalmente -como sociedad- seguimos en #ModoJulbol.

Es válido caer pero es una obligación levantarse; hacerlo “en equipo” es la consigna. Foto de FPF

AYÚDANOS A SEGUIR GENERANDO MÁS CONTENIDO DE CALIDAD

Tan solo dale ME GUSTA aquí abajo ↓ para llegar a más personas ☺

Nuestra Selección evolucionó, ahora toca que tanto hinchas como periodistas deportivos también evolucionemos para entender por completo -y desde todas sus aristas- el significado y el trasfondo del triunfo y de la derrota en una Copa del Mundo.

«Una Copa del Mundo no se gana con merecimientos
se gana con la fórmula:
(+) Goles + (-) Errores
(siendo el elemento “Gol” el de más peso)»

El proceso para entenderlo será muchas veces doloroso y que bueno que sea así ya que si ese dolor nos brinda la oportunidad de evolucionar pues bienvenido sea.

Dejemos el julbol, es tiempo de pensar en fútbol… Lograrlo dependerá de cada uno de nosotros.

Locales

Un comentario

Deja un comentario